Site Loader

Puede que hayamos encontrado una oferta mejor para nuestra hipoteca y deseemos mudarnos de banco, para esto vamos a deber pedir una subrogación. En el presente artículo vamos a tratar de abordar todo lo relacionado con este término y con los diferentes géneros de subrogación que existen.

¿Qué es lo que significa subrogar una hipoteca?

La subrogación se trata de la acción de alterar las condiciones de un préstamo hipotecario. Se pude hacer con 2 fines distintos: Progresar las condiciones de nuestra hipoteca con un cambio de banco o bien por un cambio de titularidad.

¿Qué tipos hay?

Subrogación de acreedor: cambio de banco.

Es la opción más famosa y empleada, consiste en trasladar un préstamo hipotecario ya actual de un banco a otro. En el momento en que un cliente del servicio efectúa esta operación lo hace por norma general pues ha encontrado una oferta mejor para su hipoteca. Esto puede ser por múltiples motivos, por servirnos de un ejemplo, que tenga unos géneros de interés más bajos, menos comisiones, esté exenta de cláusulas exageradas o bien para mudar el plazo de reembolso.

Qué es lo que significa subrogar

  • ¿De qué forma efectuar una subrogación?

Para pedir un cambio de banco para tu préstamo hipotecario por norma general vas a deber no haber tenido retrasos en el pago de tus cuotas con tu entidad.

La nueva entidad en la que deseas trasladar tu hipoteca efectuará una investigación y va a decidir si lo admite o bien no, además de esto contactará con tu banco para revisar el importe pendiente que queda por abonar.

Tu entidad actual va a tener quince días para efectuar una contraoferta con unas condiciones mejores para tu hipoteca. Si bien tu entidad te mejore las condiciones no deberás admitirlas por obligación somo sí pasaba ya antes de la entrada en vigor de la Ley Hipotecaria de junio de dos mil diecinueve.

  • Gastos por cambio de banco

Las comisiones por subrogación, ya antes de la Ley cambiaban conforme cada entidad. El usuario que deseaba mudar su préstamo de banco podría encontrarse comisiones de apertura, además de esto debía aceptar gastos administrativos por los cambios de escritura: el de notario, gestoría, tasación de la residencia y registro de propiedad. Estos gastos acostumbraban a suponer entre 600 euros y mil quinientos€. Ahora no hay que abonar ninguno de estos importes merced a la nueva normativa.
Subrogación de deudor: cambio de titularidad

Este género de subrogación de deudor consiste en sustituir al titular de una hipoteca por otra persona.

¿Te resulta interesante subrogar?

Ventajas y desventajas de subrogar tu hipotec

Es decir, cuando compraremos una residencia, tenemos la opción de efectuar una subrogación de deudor, en un caso así solo se cambia al titular de la hipoteca por el comprador de la residencia, sosteniendo las condiciones del contrato ya actuales. Ya antes de gestionar esta operación debes estudiar las condiciones y también intereses que acarrea la hipoteca.
Esta acción tiene una serie de ventajas, mas asimismo de inconvenientes:

Ventajas:

  • No hay que abonar el Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (IAJD)
  • Los gastos notariales y registrales son menores y tienen un costo más bajo que cuando se firma un nuevo préstamo hipotecario.

Inconvenientes:

  • No se van a poder alterar las condiciones del contrato: Se acepta el interés, las comisiones, los requisitos de vinculación, etc.
  • Si se quieren alterar las condiciones va a haber que hacer una novación para negociar los cambios con el banco lo que lleva un costo asociado.
  • Enterate sobre cómo conseguir una calculadora hipotecaria entrando al enlace.

Post Author: Juan González

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *